divendres, 8 de novembre de 2013

Meditación sencilla con la respiración para relajar la mente



1.- Realiza una serie de 10 respiraciones normales para centrarte en tu interior y aquitar poco a poco el parloteo mental.

2.- Concéntrate en tu repiración en cómo el aire pasa por tu nariz, baja por tu garganta y llega hasta tus pulmones. No intentes forzar nada, simplemente relájate y respira...

3.- A partir de ahora con la mente más predispuesta a la relajación, visualiza el aire que introduces en tu cuerpo con cada inspiración que tomes, como una bella luz que ilumina tu nariz, tu garganta, tus pulmones y se distribuye y envuelve todo tu cuerpo...

4.- Con cada espiración visualiza cómo dejas ir humo de tu interior hacia afuera, visualiza cómo sale por la nariz y se disuelve en el aire sin dejar ningún rastro.

Puedes realizar el ejercicio sentado cómodamente o tumbado, preferiblemente con los ojos cerrados para poder concentrarte mejor en tu respiración y te sea mucho más fácil visualizar, y puedes inspirar y expirar por la nariz o inspirar por la nariz y expirar por la boca, como te sea más fácil. El objetivo de la meditación es promover la concentración y la quietud mental, además de limpiar tu campo energético vital, emocional y mental.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada